Home » Belleza capilar, cortes y peinados » Una terapia capilar para cada necesidad

No existe mujer que no desee tener un cabello que luzca sano, sedoso y con brillo. Más de una se suele poner nerviosa o de malhumor al ver su cabello poroso, opaco , con frizz, con las puntas florecidas…

Por suerte, hoy en día contamos con muchos tratamientos que se realizan en las peluquerías para lograr la cabellera soñada. También, existen muchos productos capilares que pueden adquirirse en las farmacias y perfumerías y ser usados en casa, para así ir manteniendo la lozanía de nuestro pelo.

Así como la piel necesita del colágeno, nuestro pelo precisa de la queratina y de los ácidos grasos esenciales que lo protegen y lo estructuran. Esos ácidos grasos se pierden con los lavados y con los procedimientos a los que sometemos al pelo; con productos de mala calidad, generalmente sin saberlo. Para devolverle su aspecto saludable, se puede recurrir a distintas terapias, según cada necesidad. Y en casa, lo mejor es optar por productos de buena calidad.

BOTOX CAPILAR

Es un tratamiento intenso para recuperar el pelo muy dañado. Se trata de un cóctel de vitaminas (B6, D y pantenol), aminoácidos y proteínas que apunta a hidratar y a nutrir. Se aplica después de lavar, se deja actuar con un film y calor para que el pelo absorba al máximo los nutrientes. Se enjuaga y se peina. Rejuvenece el pelo y borra los rastros del paso del tiempo. No alisa ni modifica el movimiento u ondulaciones naturales sino que deja el pelo más sano y con mejor aspecto. Se repite cada diez a doce lavados aproximadamente.

SHOCK DE KERATINA

Es un procedimiento químico para bajar el frizz. Sus componentes vulneran los puentes de sulfuro del pelo, lo que permite atacar el frizz tan temido. Se aplica luego del lavado, se deja actuar, se seca con secador y se pasa la plancha. Sella la cutícula del pelo, reduce el frizz, deja un acabado satinado y da sensación de pelo sano al tacto. En algunos casos relaja rulos. Ojo, no nutre ni hidrata, por lo que no trabaja en la recuperación del pelo dañado. Es ideal para pelos muy porosos. Está especialmente indicado para pelo con frizz o si se te infla demasiado. Se recomienda realizarlo cada 2 meses, no más seguido porque es un proceso químico que modifica la estructura del pelo. También, hay que hacerlo después de una coloración, no antes.

BAÑO DE CREMA

Ideal para hacerse una o dos veces por semana y así concentrar los principios activos que trabajan en el interior del pelo. De medios a puntas, dejar el baño de crema unos 5 minutos y luego quitarlo con agua a temperatura ambiente. Al final, aplicar el acondicionador, después de haber secado con toalla. Que actúe de 2 a 5 minutos y enjuagar. Si el pelo es difícil de desenredar, elegir un acondicionador sin enjuague.

OLEOTERAPIA

Es un tratamiento intensivo, ideal para la vuelta de las vacaciones. Consiste en la aplicación de cremas nutritivas con PH ácido, asociadas a aceites esenciales de argán y arándano.Se hace en frío y se obtiene mejoras en siete minutos.Reduce el acartonamiento del pelo, contrarresta los efectos del sol y del cloro, y deja un acabado suave y brilloso al instante. Conviene realizar este procedimiento cada 5 lavados para proteger la fibra capilar y mantener los efectos conseguidos.

AMPOLLAS CAPILARES

Es un tratamiento exprés de acción intensa. Hay para distintas necesidades. Las de laminado molecular tienen una fórmula reestructurante que reparan la fibra desde el interior. Nutren, iluminan y suavizan. Se aplican en pileta y no requieren calor. Se deja actuar cinco minutos y se enjuaga. Es ideal para antes de un evento por su aporte de brillo. Podés colocártelas lavado de por medio.

una terapia capilar para cada necesidad

Productos aliados recomendados:

  • BC Smooth Perfect. Tratamiento con fórmula frizz control, maneja el encrespamiento del pelo, reduce el tiempo de peinado y permite desenredar hasta un 70% más rápido ($ 365).
  • Máscara fortalecedora Force & densité de L’ Occitane. Suero revitalizante que estimula el cuero cabelludo y limita la caída del pelo fino y frágil ($ 670)
  • Mascarilla a la Leche de Papiro de Klorane. Penetra en profundidad para nutrir y alisar el pelo; permite controlar el volumen y facilita el peinado ($ 150)
  • Potion 9 de Sebastian Professional. Tratamiento de nutrición, hidratación y antioxidante. Contiene 9 extractos biológicos para proteger. Restaura el pelo poco nutrido y da brillo ($ 490)
  • Velvet de Framesi Italy. Fluido disciplinante, rellena las porosidades del pelo, le da brillo y cuerpo, y elimina el aspecto crespo. Con aceite de girasol, ácido hialurónico y proteínas de almendra ($ 230)
  • Enrich Hair Ends Elixir de Wella Professionals Care. Elixir sin enjuague que satura y sella las puntas del pelo dañado y aporta control al largo rebelde. Con manteca de karité ($ 400)
SHARE WITH FRIENDS: