Home » Bienestar » Practicar yoga ayuda a superar momentos de crisis

Las crisis siempre estarán presentes a lo largo de nuestras vidas. Depende de cada uno de nosotros lograr superarlas con energía y fortaleza. La vida está llena momentos negativos y positivos. Lo importante es poder aprender de cada uno de ellos y salir adelante.

Una crisis implica que exista una ruptura en el orden de las cosas, que ocurran situaciones irregulares donde la persona debe tomar ciertas acciones para poder resolverlas. Sin embargo, muchas veces no se sabe cómo responder a diversas dificultades, no sentimos en un callejón sin salida, el cuerpo se paraliza y la mente no llega a encontrar la forma de salir adelante y de dejar atrás los problemas que nos puedan estar rondando. El yoga es una disciplina que nos ayuda a mantener el equilibrio entre cuerpo y alma. Practicar esta disciplina nos puede ayudar a relajarnos y a que luego podamos observar la situación que nos aqueja desde otra perspectiva.

El yoga colabora en resolver estas situaciones de crisis, porque la mente podrá controlarse ante las adversidades. El yoga para control del estrés, es un método para el autocontrol de la ansiedad y reducción de los síntomas físicos y emocionales del estrés. Consecuentemente, obtendremos una mejora en nuestra salud, un bienestar general y una  mejor calidad de vida. Podremos afrontar la vida con energía, conectando lo físico con lo espiritual. Son muchos los beneficios del yoga, pero para superar las crisis es una herramienta que brinda estabilidad.

Las crisis generan un estado de estrés y ansiedad al individuo, porque siente la presión de resolver la situación, pero no sabe cómo. El yoga ayuda a manejar el estrés porque podremos concentrarnos. Mediante la respiración, s epone en práctica la técnica de relajación, el cuerpo empieza a oxigenarse y, la meditación nos permite mantener una conexión con nuestro espíritu. La meditación brinda paz y, en momentos de crisis, sirve para ver los problemas con otra perspectiva. La solución muchas veces está en nuestras manos pero dejamos que la presión nos consuma. Es por eso que es importante tomarse un tiempo y respirar.

Por otra parte, esta disciplina milenaria busca conectar al cuerpo y la mente con el presente. Vivir el aquí y el ahora disminuirá los niveles de ansiedad porque no estaremos pensando en el pasado ni en el futuro. Conectarse con el presente hace que podamos resolver las crisis y que los problemas sean afrontados con mayor energía. Pensar en el futuro siempre genera ansiedad porque desconocemos lo que pueda llegar a venir. Es por eso, que es importante que logremos mantener contacto con el tiempo presente y que tengamos en claro que las crisis están para ser resueltas y no para que terminemos revolvacos en un lamento infinito. Hay que ocuparse e intentar no preocuparse.

Además, es sabido que, en tiempos de crisis los pensamientos negativos invaden la mente. El yoga dará calma a esos pensamientos porque nos conecta con la paz interior. Controlar las emociones será una tarea ardua en tiempos de crisis porque siempre estarán presentes en los momentos de tensión. Reducir los niveles de estrés contribuye a generar pensamientos positivos. Es importante afirmar cosas positivas en nuestras vidas para conectarnos con esa energía. La persona es un ser energético y lo que atraemos con la mente llegará a nuestra vida.

Por último, cabe destacar que el yoga es una actividad física que activa el cuerpo. Su práctica brinda beneficios para la salud como ser: mejoras en la circulación, en el sistema respiratorio, en las articulaciones, entre otros. Nos hará sentirnos saludables y las crisis serán superadas con entereza. Los obstáculos que se presenten nos harán más fuertes porque nuestro cuerpo está saludable. Un cuerpo débil y con problemas de salud es más vulnerable a la hora de decaer ante una crisis.

SHARE WITH FRIENDS: