Home » Belleza y Salud » Todo lo que hay que saber para cuidar los labios

Tener una unos labios suaves y bien definidos son sinónimo de sensualidad. Volúmen, grosor, tersura, definición, simetría y un contorno liso y sedoso son algunos de los parámetros que se imponen a la hora de conquistar un visual atractivo. Para ello, es necesario conocer sus características principales y saber cómo cuidarlos y protegerlos de los factores externos, y también qué tratamientos estéticos permiten embellecerlos y aportarles mayor valúmen y flexibilidad para así obtener una boca atractiva.

como cuidar los labios

El proceso global del envejecimiento del cuerpo también se traduce a nivel de los labios, que lucen con arrugas peribucales, comisuras caídas y escaso volúmen. La pérdida de tono muscular hace que por efecto de la gravedad desciendan las comisuras de los labios, estos pierdan tonicidad y forma, dando a la cara un aspecto triste. Además, como los labios poseen poca cantidad de glándulas y están siempre expuestos, suelen resecarse, descamarse, pasparse, agrietarse, fisurarse y sufrir más que otras zonas la agresión de la luz solar y de los factores externos del medio ambiente, por lo que pierden su estructura normal. Más aún en los meses de invierno, donde el frío, el viento y las variaciones térmicas son las principales causas de deshidratación. También, el cigarrillo afecta seriamente la salud de los labios.

Debido a la escasez de glándulas sebáceas, la piel de los labios necesita estar siempre humectada para que se vean turgentes, sanos, no se agrieten, y luzcan jóvenes y saludables. Es por eso que no sólo deben usarse labiales, sino que es recomendable la aplicación de productos humectantes y emolientes combinados con sustancias protectoras y correctivas, para aumentar la elasticidad y turgencia y, al mismo tiempo, reparar los tejidos.

Para combatir la resequedad hay productos hidratantes específicos que contienen principios activos tales como manteca de karité o coco, aceite de soja, bisabolol (extraído de la flor de la manzanilla), vitamina E y C, coenzima Q10, aceite de jojoba o de papaya y germen de trigo. Para tratamientos específicos existen reparadores y afirmantes labiales que cuentan en sus fórmulas con ceramidas, fosfolípidos, DMAE, cafeína, ácidos grasos y colágeno para la turgencia, niacina para revivir el color y hasta microesferas de ácido hialurónico ideales para hidratar y dar volúmen. Inclusive el uso de productos con péptidos biomiméticos es fundamental para el tratamiento de las arrugas peribucales.

En cuanto a aquellas costumbres y hábitos que realizamos casi de manera inconsciente, allí se esconden verdaderos enemigos que atentan contra la salud de nuestros labios. Por ejemplo, tomar mate y gesticular excesivamente también genera arruguitas alrededor de la boca.

Si bien la radiación solar es nociva para todo el cuerpo, lo es en especial para la piel de los labios. Esto se debe a que la piel de esta zona es más fina y no contiene melanina ni glándulas sebáceas como el resto del cuerpo, lo que los vuelve más vulnerables a la radiación de los rayos UV. Yendo al extremo, el sol y el tabaco pueden desarrollar lesiones que los especialistas llaman “premalignas” y que posteriormente pueden evolucionar en algo problemático. Por eso, es clave hidratarlos y protegerlos.

La boca es una zona expuesta a muchos factores dañinos que pueden convertirse en los peores enemigos de los labios: pueden afectarlos una mala alimentación, el consumo en exceso de tabaco, cafeína y alcohol, la falta de vitaminas, la deshidratación, el uso excesivo de jabones duros, además de factores climáticos como el frío,, el viento, la humedad, el sol. Lo ideal es tomar abundante agua y sumar a la dieta alimentos ricos en vitamina B (proteínas, lácteos, huevos, algas, hongos y germen de trigo). Los gestos que implican la contracción reiterada de los labios, como tomar mate, beber con sorbetes, fumar, pueden terminar ocasionando arruguitas en forma prematura.

maneras de cuidar los labios

Protección e hidratación completa

  • Utilizar productos desarrollados específicamente para labios. Sobre la crema hidratante puede utilizarse el color de labial que más nos gusta.
  • Los lápices labiales de buena calidad también sirven para hidratar, sobre todo aquellos que poseen ácido hialurónico en su fórmula. También es importante que sean hipoalergénicos, sin exceso de colorantes ni conservantes.
  • Se pueden exfoliar los labios con un cepillo extrasuave efectuando un masaje muy superficial. Después, aplicar abundante crema para hidratar.
  • Un buen recurso es colocar crema o aceite de labios todas las noches antes de irnos a dormir para evitar que se sequen y se agrieten.
  • Es fundamental cuidar especialmente los labios durante los meses de septiembre, octubre, noviembre, diciembre, enero, febrero y marzo, Como mínimo, hay que usar un labial que contenga factor de protección solar 15.
  • El uso de sombreros con ala es muy recomendable.

Posibles afecciones

  • Boqueras: son una infección aguda o crónica de las comisuras de los labios, que se producen por hongos o bacterias y se manifiesta con pequeñas grietas rojizas o costras amarillentas. Aparecen por diferentes motivos, pero lo más frecuente es la falta de hierro, vitamina B y ácido fólico. También, pueden ser un indicio de un mal funcionamiento digestivo. Las anemias y enfermedades como la diabetes también pueden favorecer su aparición. Hay diversos tratamientos pero el más frecuente consiste en la aplicación de tópicos en forma local.
  • Herpes labial: son pequeñas ampollas que aparecen en los labios y que al poco tiempo se rompen para dejar una costra que puede demorar una semana en curarse. Lo más frecuente es que no presente síntomas, de modo que pasa desapercibido y, aunque el organismo elabora defensas, el virus que lo provoca permanece latente en el cuerpo. En determinadad circunstancias : fiebre, alta exposición solar, estrés, etc. , el virus se activa. El herpes se contagia a través de la saliva. En estos casos, no es necesario realizar algún tratamiento específico. Puede colocarse un antiviral como el aciclovir en crema para aliviar un poco los síntomas y evitar el sangrado de las costras con algún protector labial o vaselina.
  • Ampollas: pueden ser muy dolorosas y se diferencian de las aftas por su ubicación. Las aftas pueden aparecer dentro de la boca, mientras que las ampollas son rojas y aparecen por fuera. Para minimizar el riesgo de infección, las ampollas deben limpiarse con frecuencia, con una gasa, jabón y agua tibia. El dolor inicial es molesto pero se va rapidamente y puede apaciguarse con hielo. Los productos con vaselina ayudan a controlar la irritación, ya que la picazón suele ser fuerte.

Tratamientos estéticos VIP

Gracias a las nuevas tecnologías de la medicina estética podemos lograr labios hidratados, lisos, de aspecto carnoso y atractivos.

  • Relleno de ácido hialurónico : desempeña un papel estructural y funcional : hidratación, elasticidad, sostén y protección contra daño mecánico y químico. Además, tiene la capacidad de retener una gran cantidad de agua, aportando así volúmen a los tejidos. Su aplicación es simple e indolora y dura aproximadamente 6 meses. En : Centro Chouela Dermatología y Estética, desde $ 1.500 pesos.
  • Láser Fraxel : se trata de un láser de Thulium que trabaja simultáneamente fracciones de la piel sin romper su barrera exterior de protección. Elimina las células cutáneas viejas y dañadas, reduce la hiperpigmentación, el envejecimiento y la flacidez. Es una excelente opción para tratar el contorno de la boca. Se aconsejan de 1 a 3 sesiones separadas por un intervalo de 2 a 4 semanas para obtener resultados óptimos. En: Estética Seleme, desde U$S 900 dólares la sesión, para rostro completo.
  • Bioestimulación con plasma rico en plaquetas : consiste en la aplicación mediante mesoterapia intradérmica de un complejo derivado del plasma rico en plaquetas, obtenido del propio paciente. Se realiza una extracción de sangre con un especialista hematólogo que procesa y obtiene el “hemocomponente” (PRP) en 10 minutos y después de un proceso de ultracentrifugación, lo activa y lo entrega al médico profesional, quien lo fracciona en jeringa para su recolocación en el mismo momento. De acuerdo al grado de envejecimiento y características de la piel de cada paciente, se recomiendan desde 1 sesión anual hasta 1 sesión al mes de realizada la primera, y luego se puede ir repitiendo cada 3 meses, de acuerdo a la necesidad. En: BioZone, $ 3.300 pesos por sesión.
  • Radiofrecuencia con microagujas : es lo último en tratamiento para tensar la piel, a base de radiofrecuencia con microagujas. Penetra hasta el colágeno produciendo modelación del mismo, y como resultado de esta estimulación y remodelación se produce un efecto tensor en la piel. En : Clinica de Estética Facial y Corporal Dr. Ricardo Hoogstra, a U$S 100 por sesión.
  • Meso Liss : es utilizado para arrugas profundas, flacidez y deshidratación. Este tratamiento realizado con el mesosuero disminuye visiblemente las arrugas de expresión de los labios e interviene en la arquitectura de la piel permitiendo su reparación. En: Centro Estética Lidherma, $ 195 pesos la sesión.

delineado de labios

Un correcto delineado

Una vez que comienzás a maquillarte, conviene que apliques el maquillaje también sobre los labios, este detalle hará que no tengas carencias en las comisuras y también facilitará el agarre del lápiz. Cuando llegue el momento de pintarte los labios, conviene que tengas el delineador perfectamente afilado, para evitar trazos gruesos. El color que elijas para el delineador también es fundamental: siempre tiene que ser de la misma gama y no más de un tono por encima del labial que vayas a utilizar.Pintar única y exclusivamente el contorno exacto de tus labios, que podrás aumentar y corregir al milímetro, pero nunca te salgas del labio de una forma artificial. Y por supuesto, llega siempre al borde para que, al sonreir, no se note que tenemos los labios delineados. Hay que pintar por igual el labio superior y el inferior, salvo que busquemos corregir una desproporción y te permitas engrosar un poquito el labio menos notorio. Luego, aplicar el labial, de ser posible, con pincel, que siempre cubre mejor el delineador. Por último, tenemos que acostumbrarnos a llevar con nosotras tanto el labial como el delineador, para así hacer retoques necesarios y que no nos falte ninguno de los dos productos.

SHARE WITH FRIENDS: